LEYENDA DEL BOSQUE DE LA CIUDAD

Leyenda náhuatl, se cuenta que hace muchísimos años ahora que es el puerto de Mazatlán, habían distintas tribus indígenas, en una época del año se acostumbraba cazar venado, entre ellos había un cazador llamado Mochicaui que no estaba de acuerdo por que se extinguían poco a poco, le pidió a su tribu los Totorames que suspendieran la caza y  cultivaran la tierra, a la pesca y recolección de frutos en esos lugares abundaban.

El jefe de la tribu no le hizo caso y continuó la caza del venado. Xochiquetzal, la diosa de la naturaleza, se molestó e invocó a otros dioses para darles una lección a los humanos que ponían en peligro que ellos habían creado.

Llegó la sequía como castigo, hambre, enfermedades y muerte; los hombres pocos lograron sobrevivir se fueron a las montañas, lejos de los valles y la costa. Los dioses enviaron Mochicaui a su familia los enviaron a un bosque, en una laguna viviendo tranquilos, cuando murieron los enterraron donde beben agua los venados, Cuentan que en las noches luna se escuchan sus conversaciones y risas alrededor de la laguna del Bosque de la Ciudad

Share